top of page
  • Redacción.

Hoy libera Hamas a 13 de 50 rehenes; Israel entregará presos palestinos



Tel Aviv., Trece rehenes israelíes serán liberados de Gaza hoy, al comienzo de una tregua de cuatro días que Qatar llamó un catalizador para la paz a largo plazo y un atisbo de luz al final del túnel.


Bajo los términos de este primer acuerdo, gestionado por Doha y Washington, militantes de Hamas liberarán a 50 mujeres y niños que secuestraron, a cambio de 150 mujeres y adolescentes palestinos que se encuentran en cárceles israelíes.


El convenio, logrado después de semanas de tensas negociaciones, también permite que la pausa en las hostilidades se extienda día con día, siempre y cuando se liberen más personas cautivas. Majed al-Ansari, vocero del Ministerio catarí del Exterior, declaró a The Independent que el mundo debe aprovechar el impulso de la tregua para poner fin al derramamiento de sangre.


Nuestra esperanza es que este pacto sea el catalizador que necesitamos para la paz, para una negociación viable que ponga fin a esta guerra, añadió.


“La única forma de avanzar es que ocurra una ‘prueba de concepto’ mediante este acuerdo, para que las personas regresen a casa con sus familias y, a su vez, aumente la presión sobre ambos bandos a fin de mostrar que hablar puede lograr resultados en el terreno.


Si somos capaces de crear el impulso necesario con la liberación de civiles, hará más fáciles las negociaciones sobre el resto de los rehenes, expuso Al-Ansari.


Se espera que por lo menos 13 mujeres y niños, los rehenes más vulnerables, crucen hacia Israel la tarde de hoy, en consonancia con el primer cese el fuego en todo el territorio desde que Israel lanzó su furioso bombardeo contra Gaza.


Fuentes diplomáticas revelaron a The Independent que, cuando los rehenes sean transferidos a Israel, serán recibidos por médicos y sicólogos y transportados a hospitales para ser atendidos.


Más tarde, se espera que mujeres y niños palestinos sean liberados. Israel ha nombrado 300 detenidos elegibles para su excarcelación; el más joven tiene 14 años, y los delitos registrados en la lista van desde intento de homicidio hasta lanzar piedras.


Al-Ansari señaló que la pausa de cuatro días proporcionará una ventana vital para localizar a todos los 240 rehenes que se cree fueron secuestrados por Hamas durante su sangriento asalto al sur de Israel, el 7 de octubre. Entre los llevados a Gaza hay dos ciudadanos británicos y 10 estadunidenses, y un bebé.


Cautivos no localizados, reconocen


Fuentes cercanas a las negociaciones comentaron que uno de los retos ha sido que Hamas no sabe con exactitud dónde están todos los cautivos, lo que despierta temores de que algunos no puedan ser encontrados jamás.


Hemos sido informados por Hamas de que no todos los rehenes están con ellos. Algunos ni siquiera están con otras facciones armadas, sino con civiles, señaló.


Por ahora, existe un problema con la información. Obviamente, bajo bombardeos constantes, no se puede obtener información en el terreno ni de inteligencia, explicó.


Qatar espera que la tregua pueda ser un bloque de construcción hacia la liberación de otros rehenes, como el personal militar, que sería el más difícil de sacar de Gaza.


La guerra continuará: Benjamin Netanyahu


Al enfrentar presión de las familias de los cautivos, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ha apoyado este acuerdo; sin embargo, ha reiterado que la tregua es temporal. Durante la visita del ministro británico de Asuntos Exteriores, David Cameron, ayer, Netanyahu manifestó: continuaremos con nuestros objetivos de guerra, que son erradicar a Hamas, una vez que el acuerdo expire.


Las fuerzas armadas israelíes han anunciado planes para adentrarse en el sur de Gaza, donde cientos de miles de palestinos desplazados se refugian, acción que Qatar teme que pueda reducir las posibilidades de liberar más rehenes.


Eso complica nuestro trabajo. Cualquier intensificación, ya sea expandir las operaciones militares o bombardear hospitales y escuelas civiles, nos hace retroceder muchos escalones, expresó Al-Ansari.


Si logramos crear el impulso necesario con la liberación de civiles, eso hará más fáciles las negociaciones sobre el resto de los rehenes. A menos de que exista una verdadera presión de la comunidad internacional sobre ambos bandos del conflicto de que esto tiene que terminar ya, esto no acabará.


Israel ha lanzado su bombardeo más intenso de la historia sobre Gaza desde el ataque del 7 de octubre por militantes de Hamas.


La tregua de hoy empezó a las 7 de la mañana, (23 horas del jueves tiempo de México) y la ayuda humanitaria entrará a la franja tan pronto como sea posible, indicaron funcionarios qataríes.


Al-Ansari precisó que el primer grupo de rehenes, que incluye 13 mujeres y niños, será liberado a eso de las 4 de la tarde, hora local.


El acuerdo diplomático ofreció cierto alivio para los 2.3 millones de palestinos en Gaza que han soportado semanas de bombardeo israelí, así como a familias en Israel temerosas por el destino de sus seres queridos, quienes llevan siete semanas en cautiverio.


El padre de un rehén, Itay Chen, conscripto estadunidense-israelí de 19 años que no fue elegible para la liberación, expresó que las familias obtienen esperanza del acuerdo, que es sólo el primer paso.


Debe haber una continuación hacia la siguiente parte de las liberaciones, dijo Ruby Chen. Este marco que se ha creado puede ser el catalizador para que otros acuerdos avancen. La cuestión más importante y única es llevar a los rehenes a casa.


El proceso ha sido tenso. El acuerdo parece haber enfrentado un imprevisto de último minuto el miércoles pasado, cuando el consejero israelí de seguridad nacional, Tzachi Hanegbi, anunció una demora de un día en el cese el fuego, sin dar una razón. Sin embargo, la tarde de ayer los dos bandos intercambiaron listas de los que serían liberados. Junto a este proceso, habrá una muy necesaria pausa en las hostilidades y permitirá la entrega de ayuda, que Al-Ansari consideró vital ante la crisis humanitaria en Gaza, que no tiene paralelo.


El Ministerio de Salud en Gaza, gobernada por Hamas, señaló que el bombardeo israelí ha dado muerte a más de 14 mil 800 personas; sus funcionarios reportaron ayer que más hospitales han recibido órdenes de evacuación de parte de militares israelíes, lo cual el ejército niega.


Civiles en Gaza comentaron a The Independent que los combates han aumentado en la proximidad del alto el fuego, y expresaron temores de que la tregua no se sostenga los cuatro días.


El ejército israelí advirtió que las operaciones seguirán como siempre hasta que la tregua entre en vigor, y que los ataques podrían intensificarse hasta entonces.


Al-Ansari advirtió que la guerra era “un flujo constante de muerte y destrucción que no se detendrá a menos que el mundo capitalice este acuerdo. Sabemos que no debemos hacernos ilusiones de que este acuerdo sea el fin del conflicto. Es el principio del proceso que esperamos pueda poner fin a la guerra, pero sin duda no hemos salido del bosque.


**Con información de LA JORNADA

Comments


bottom of page